Qué significa el camino del medio

Para comenzar el proceso de despertar necesitamos una estructura interna que nos contenga y aporte un lugar para establecernos en el contacto con nosotras mismas. Las resistencias a esta tarea llegan tanto de nuestra falta de unidad psicológica como de la ausencia de anclaje en el hara.

La falta de dominio de estos yoes a menudo divergentes con actitudes, demandas, deseos, rechazos, pulsiones, emociones e ideas opuestas, crean una división interna que el “yo sadhaka”, “yo discípulo” o “yo mayordomo” está llamado a escuchar, entender y ordenar. Estructurar este “mogollón” permite clarificar, concretar y priorizar nuestro objetivo interno. Cuando los éxitos internos empiezan a ser más importantes que los externos, unificamos nuestra demanda esencial y nos ponemos a trabajar utilizando las dificultades y encrucijadas de la vida para nuestro crecimiento interior.

Cuando esto ocurre, no es que el camino se allane, sino que podemos focalizar la fuerza de la consciencia, es decir la atención, para que el conjunto de nuestras sub-personalidades estén disponibles y sirvan al propósito interno.

En este punto el cultivo de la sobriedad llega naturalmente y con ella, se amplía la mirada. Ya no solo nos importa nuestro mundo particular sino que empezamos a comprehender – en el sentido de abarcar y de entender- que somos parte de algo más grande. Ahora podemos coger lo que la Vida nos da y soltar lo que la Vida nos quita con más ecuanimidad y aceptación, independientemente de que nos guste o no. Ahora atravesamos las experiencias y ganamos visión sabiendo que la Inteligencia de la Vida está actuando.

Este camino del medio es indefectiblemente el camino de la Presencia, cuando nos situamos en el ahora los desequilibrios quedan integrados: la herida del amor puede estar sangrando, pero de nuestra honestidad y apertura hacia la misma emerge un estado de paz y alegría, un sentimiento de unificación interna que alimenta el alma y nos permite ser parte de la sanción del mundo.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *